Noticias y Análisis

La publicación del último informe del IPCA mensual de Brasil ha acaparado hoy la atención de operadores y analistas, especialmente después de que el Comité de Política Monetaria (Copom) decidiese en junio frenar su ciclo de flexibilización.

Tras una sorpresiva ralentización del ritmo de recortes a 25 puntos básicos en la reunión de mayo, el siguiente paso del BCB fue mantener el tipo Selic, en el 10,50%, por primera vez en el actual ciclo de recortes. Detrás de esta decisión, el Copom señaló fundamentalmente la persistencia de las presiones al alza sobre los precios, con los datos de abril y mayo no sólo mostrando una ralentización del proceso desinflacionista, sino un repunte de la inflación general y subyacente.

Si bien la lectura del mes de junio de hoy ha revelado que la inflación ha seguido acelerándose con respecto a mayo en términos interanuales, la evolución intermensual ha sido más benigna de lo esperado por el consenso de los economistas.

Aunque esto podría sembrar cierta discordia entre los defensores de “tipos más altos” en el Copom, creemos que no proporciona exactamente un caso firme para recortar en la próxima reunión, especialmente después de que la decisión de mantener el mes pasado fuese unánime.

En nuestra opinión, una condición para que esto ocurriese era que se produjese una reaceleración del proceso desinflacionista notable antes de la próxima reunión del 31 de julio, lo que, con los datos de hoy, queda ampliamente descartado.

El Índice Nacional de Precios al Consumidor Amplio (IPCA) se situó en junio en el 0,21% intermensual, por debajo de las expectativas, del 0,30%, y de la media de los últimos 12 meses, del 0,31%. No obstante, en términos interanuales, la inflación general se aceleró hasta el 4,23%, desde el 3,93% registrado en mayo, aunque de nuevo marginalmente por debajo de las expectativas del 4,32%.

Si bien el IBGE no publica una lectura específica de la inflación de los servicios subyacentes, la inflación general de los servicios se debilitó considerablemente hasta el 0,04% intermensual, frente al 0,40% de mayo, lo que situó la medida anual de los servicios básicos al 4,46%, aún por encima del objetivo del Banco.

Según el informe desglosado, siete de los nueve grupos de productos y servicios encuestados aumentaron en junio. La moderación de la inflación en junio fue impulsada por cifras menores a lo esperado en alimentos y bebidas (0,44% vs 0,62% en mayo), transportes (-0.19% vs -053% en mayo), comunicación (-0,08% vs 0,14% en mayo) o alojamiento (0,25% vs 0,67% en mayo). No obstante, esto fue parcialmente compensado por cifras ligeramente superiores a lo esperado en artículos de residencia (0,19% vs -0,53% en mayo) y gastos personales (0,29% vs 0,22% en mayo).

A pesar del repunte de la cifra principal, la tasa anualizada a tres meses revela que el ritmo secuencial de la inflación subyacente ha seguido avanzando hacia el objetivo del BCB en junio

Si bien creemos que es probable que los responsables políticos encuentren cierto alivio en estos datos, el informe de inflación de junio no contradice necesariamente la última decisión del BCB ni su valoración de que los riesgos para sus previsiones de inflación siguen inclinándose al alza.

En particular, sospechamos que el ritmo secuencial de la inflación subyacente de los servicios sigue siendo elevado, lo que justifica el enfoque prudente del BCB y la reciente revisión al alza de su escenario de inflación de referencia, del 3,8% al 4,0% en 2024 y del 3,3% al 3,4% en 2025, niveles que los datos mensuales siguen superando.

Esto debería mantener al BCB a la espera hasta después del verano. En el contexto de la creciente preocupación por la sostenibilidad de la deuda brasileña, la subida de los tipos del BCB debería mantener el temor a que el ministro de Finanzas Haddad incumpla el objetivo fiscal primario este año, con lo que el BCB correría el riesgo de sufrir nuevas presiones políticas para recortar los tipos.

Con el fin de estabilizar el sentimiento de los inversores, sospechamos que esto apoyará aún más el enfoque más cauteloso del BCB, en lugar de aumentar el riesgo de un recorte sorpresa.

 

 

Autora:

María Marcos, Analista de Mercado

 

Aviso legal
Esta información ha sido preparada por Monex Europe Holdings Limited, parte de Monex S.A.P.I de C.V. («Monex»). El material es únicamente para fines de información general y no toma en cuenta sus circunstancias u objetivos personales. Nada de lo contenido en este material constituye o debe considerarse como asesoría financiera, de inversión o de otra índole en la que se deba confiar. No se ofrece ninguna declaración ni garantía en cuanto a la exactitud o integridad de esta información. Todas las entidades del grupo de empresas «Monex» están reguladas para diferentes productos y servicios dentro de las jurisdicciones en las que operan. Los detalles de las respectivas entidades se pueden encontrar aquí. Los detalles sobre el estatus regulado de las respectivas entidades y los productos y servicios disponibles se pueden encontrar en los enlaces correspondientes a la página web de cada jurisdicción.