Noticias y Análisis

La inflación general en México se situó significativamente por encima del consenso de economistas en junio, que ya apuntaba a un repunte notable de la inflación, tanto en términos intermensuales como interanuales.

Si bien la tendencia de las cifras interanuales continúa revelando que la inflación ha aumentado mes a mes desde febrero, creemos que esto se debe, principalmente, a efectos de base negativos ya que la evolución intermensual ha mostrado que el proceso desinflacionista ha seguido avanzando desde finales del primer trimestre en México, aunque el ritmo se haya ido desacelerando. No obstante, esto último ha cambiado en junio. La inflación general aumentó un 0,38% en junio en términos intermensuales, muy alejado de la caída del -0,19% registrada en mayo y de la media del 0,13% del 2T de 2024, lo que la sitúa en la tasa más alta desde enero, donde los efectos estacionales por las fiestas navideñas fueron evidentes. Por su parte, la tasa interanual se situó en el 4,98% en junio, el nivel más alto en los últimos 12 meses superando las expectativas del 4,87%. En definitiva, esto indica que la inflación general aumentó notablemente con respecto al mes anterior a finales del 2T, tras varios meses de avance desinflacionista. Paralelamente, la inflación subyacente aumentó un 0,22%, registrando el ritmo de crecimiento más rápido del 2T. Esto ha hecho que el ritmo subyacente de la inflación subyacente haya caído en junio hasta el 2,43%, desde el máximo del 5,45% registrado en marzo. No obstante, los aún desfavorables datos de los servicios básicos, que siguen aumentando por encima del 0,40% en términos intermensuales ponen de relieve los riesgos al alza para el avance general de la inflación.

En general, todo ello refuerza nuestra teoría de que, aunque continuarán las pruebas contradictorias sobre los recortes de tipos, lo que podría llevar a un periodo de relajación con más disensiones, sigue habiendo unanimidad sobre el enfoque prudente y la senda no consecutiva de recortes que anticipábamos hace unos meses.

Como apuntamos, la inflación subyacente sigue siendo el principal foco de preocupación de Banxico, liderada por un notable repunte de la inflación subyacente de los servicios hasta el 0,42% en junio. En general, seguimos pensando que la fortaleza del componente de servicios sigue estando fundamentalmente impulsada por factores más estructurales, como la rigidez del mercado laboral y el rápido crecimiento de los salarios nominales. No obstante, la fortaleza de los componentes no-subyacentes, concretamente de los alimentos y de productos energéticos, muestran que la mayor parte de la inflación de junio procedió de componentes de consumo discrecional, lo que es a su vez coherente con el renovado repunte de la confianza de los consumidores en junio. En general las cifras de hoy apoyan nuestra opinión de que Banxico no querrá tomar una decisión demasiado pronto.

Dada la incertidumbre relacionada con la transición política interna y el desfase de las actuaciones de la Reserva Federal, creemos que los riesgos para el Banco están actualmente equilibrados y que la dependencia de los datos, así como la evolución política interna y externa, serán determinantes para anticipar futuras decisiones.

La tendencia al alza de la trayectoria subyacente de la inflación de servicios apoyan nuestra opinión de que Banxico no querrá apresurarse con el inicio de la flexibilización

En este sentido, cabe destacar los efectos que estos riesgos podrían tener sobre la inflación. Tras haber retrocedido más de un 7% en junio debido a los titulares políticos internos y externos en un contexto de saturación de posiciones largas de carry, la debilidad del MXN podría suponer una puerta de entrada a nuevas presiones inflacionistas importadas. En concreto, la evidencia empírica revela que, si bien este efecto no es simétrico entre tipos de bienes o sectores, afectando en gran medida a la inflación no energética, es algo que se ha repetido en periodos similares de depreciación de la moneda, especialmente en economías con déficit en su balanza comercial como México. Aunque Banxico puede por alto esta circunstancia, considerando temporal la debilidad de su moneda, es probable que el repunte de la inflación general en un momento en que las presiones internas sobre los precios siguen siendo preocupantes, respalde aún más la postura conservadora expresada recientemente por la Junta de Gobierno.

En concreto, esta respuesta también se verá respaldada por la preocupación de que nuevos recortes de los tipos de interés puedan impulsar la fuga de capitales de México, con el riesgo de que se produzca un efecto espiral en los mercados.

Dada la incertidumbre relacionada con los climas políticos domésticos, creemos que los riesgos para Banxico están actualmente equilibrados y que los datos entrantes, así como los desarrollos políticos domésticos y externos, serán los principales determinantes para anticipar futuras decisiones en este momento.

Dicho esto, dado el reciente clima político, seguimos creyendo que Banxico no está preparado para empezar a recortar los tipos consecutivamente, lo que, al menos a corto plazo, debería revelarse como un apoyo para un MXN gravemente herido en el último mes.

 

 

Autora:

María Marcos, Analista de Mercado

 

Aviso legal
Esta información ha sido preparada por Monex Europe Holdings Limited, parte de Monex S.A.P.I de C.V. («Monex»). El material es únicamente para fines de información general y no toma en cuenta sus circunstancias u objetivos personales. Nada de lo contenido en este material constituye o debe considerarse como asesoría financiera, de inversión o de otra índole en la que se deba confiar. No se ofrece ninguna declaración ni garantía en cuanto a la exactitud o integridad de esta información. Todas las entidades del grupo de empresas «Monex» están reguladas para diferentes productos y servicios dentro de las jurisdicciones en las que operan. Los detalles de las respectivas entidades se pueden encontrar aquí. Los detalles sobre el estatus regulado de las respectivas entidades y los productos y servicios disponibles se pueden encontrar en los enlaces correspondientes a la página web de cada jurisdicción.